aliexpress alibaba

Alibaba, el gigante comercial chino que en España conocemos a través de su popular tienda online AliExpress, ya tiene lista su primera fábrica inteligente, desarrollada en secreto durante tres años para revolucionar los procesos de fabricación.

Las empresas chinas son mundiamente famosas por fabricar rápido y barato, pero eso no es nada en comparación con lo que tiene entre manos Alibaba, que pretende acortar aún más los plazos y abaratar el coste con ayuda del Big Data y la inteligencia artificial.

Según nos cuenta Bloomberg vía Business InsiderAlibaba lleva tres años trabajando en una fábrica inteligente: una nueva generación de fábricas que se aprovechan de las nuevas tecnologías para fabricar más rápido, más barato, y ajustándose más a los gustos reales de la gente.

Esta fábrica se llama Xunxi (rinoceronte veloz), y está ubicada en Hangzhou (China), la misma ciudad en donde tiene su sede central. Hará uso del Big Data, la inmensa cantidad de datos que los clientes proporcionan al comprar online, para mejorar la fabricación.

Para Alibaba el mercado de ropa, que mueve más de 300.000 millones de euros al año solo en China, es uno de los más importantes.

El 25% de las compras de ropa en China se llevan a cabo en las tiendas físicas u online de Alibaba. Es un activo muy valioso, porque usando el Big Data Alibaba puede saber que típo de ropa, colores y tallas usan sus clientes. Su fábrica inteligente utiliza estos datos para fabricar solo lo que la gente quiere, evitando crear prendas, colores o tallas que nadie compra.

El propio proceso de fabricación también se ha modernizado. Se ha centralizado la compra de materiales para ahorrar hasta un 75%, y mediante software de inteligencia artificial se pueden crear tejidos digitales sin necesidad de crearlos antes a mano, para elegir las combinaciones de telas, colores, etc., de los diseños que después se van a fabricar.

Los trabajadores de la fábrica tienen asistentes de alta tecnología, como máquinas de corte con IA y dispositivos de costura conectados a Internet, que permiten afinar y acelerar su trabajo.

Todo el proceso de fabricación está digitalizado, así que los gestores pueden dirigir la fábrica de forma remota desde sus ordenadores, o el móvil.

Con todas estas mejoras el proceso de fabricación se reduce de tres meses a dos semanas, y además se abarata tu coste.

Una propuesta revolucionaria de Alibaba, que pretende convertirse en el líder chino de fabricación y venta de ropa. Las propias tiendas de terceros podrán fabricar sus propios modelos de ropa y venderla en 15 días, todo dentro de la plataforma comercial de Alibaba.

Por medialuz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *